domingo septiembre 25 de 2022

China autoriza primera repatriación de un preso colombiano

La canciller, María Ángela Holguín, dio la noticia de la repatriación del colombiano este jueves.

La canciller, María Ángela Holguín, dio la noticia de la repatriación del colombiano este jueves.

La canciller María Ángela Holguín informó este jueves que China autorizó la primera repatriación de un preso colombiano condenado en ese país y, por otro lado, que en septiembre habrá un encuentro con el gobierno de Venezuela para analizar la crisis que se registra en la frontera binacional.

Sobre el primer tema, Holguín dijo que se trata de Harold Carrillo, un colombiano que sufre de cáncer y que China aceptó repatriar por razones humanitarias. Añadió que estaría regresando a Colombia en aproximadamente dos meses.

La Canciller precisó que se hizo otra solicitud de repatriación con un argumento similar y que está en estudio, pero que, mientras tanto, los dos Gobiernos comenzaron acercamientos para analizar si es posible o no firmar un tratado de repatriación por razones humanitarias.

En relación con el segundo tema, Holguín afirmó que la decisión de Venezuela de cerrar su frontera con Colombia «es soberana», pero indicó que el 14 de septiembre habrá un encuentro con el Gobierno de ese país para analizar la crisis que existe en la zona limítrofe.

La funcionaria precisó que en la lucha contra el contrabando, que golpea duramente la región limítrofe, ya se le hizo saber a Caracas que «en esto vamos a trabajar conjuntamente», pero que, además, en la cita de septiembre se abordarán «los temas sensibles que tocan la frontera».

Su caso

Carrillo fue capturado el 18 de marzo de 2010 en Pekín. Llevaba droga en su cuerpo.
La historia comenzó cuando anunció en su casa del barrio Alfonso Bonilla, en el oriente caleño, que se iría hasta ese país en un vuelo con escalas en Panamá, Sao Paulo y Emiratos Árabes.

Estaba dejando atrás su oficio en el taxi, un trabajo que a duras penas le daba para sobrevivir. También se quedaban su compañera, Luz Farid Celis, y sus dos hijos. Les había prometido volver por ellos, tras superar las deudas.

Pero empezaron a correr los días y no había noticias. Luz Farid dijo que empezaron a buscar atención de la Cancillería en Colombia hasta cuando un correo electrónico los dejó fríos: a Harold lo habían detenido y sentenciado a muerte por llevar droga entre unas ropas. Las autoridades chinas le decomisaron algo más de tres kilos.

A través de una oficina diplomática en Beijing, Jaif Mezher les informó que ese es el veredicto final y les comunicó que si querían tener acceso a una traducción de la sentencia, debían acudir a la Cancillería.

Cada mes, su esposa e hijos esperan los 10 minutos en los que pueden hablar con él.
Harold, durante este tiempo, le ha escrito cartas a su esposa desde que fue capturado. Le habla de sus días en prisión, del poco mandarín que maneja para hablar con los demás reclusos y de su anhelo de ver crecer a sus hijos. Sobre sus palabras pesa el dolor de estar en una cárcel de un país que no conocía.

El hombre, cuando llegó a Pekín, no sabía hablar mandarín. Tampoco inglés. «Sabía lo que le enseñan a uno en el colegio», dice su esposa. Aún así, tomó el viaje, del que poco sabía su familia. «Dijo que le había salido algo, que se iba por unos días. Ya mucho tiempo después sin saber nada de él, supimos lo que había pasado», agrega.

De Nicaragua y Ecuador

La Canciller también se refirió al anuncio de Nicaragua que reforzará su flota marítima para ubicar en límites marítimos con Colombia.

“La fuerza naval nuestra ha estado presente durante todo el tiempo, nunca ha habido ningún tipo de movimiento en que pudiera pensarse que no va a estar presente en el área y lo que entendemos de lo que dijo el presidente Ortega en su lucha contra el narcotráfico y posibles migrantes que tienen en el Caribe pues tienen que reforzar la flota, eso es parte de lo que hacen todos los países”.

Holguín afirmó que el Gobierno viene trabajando con Nicaragua para evitar cualquier tipo de incidentes en aguas del Caribe. “Hay una comunicación permanente y directa. Nosotros seguimos trabajando sobre todos por la seguridad del área”, concluyó.

Por último, sobre la decisión de Ecuador de declarar ‘zona deprimida’ un paso fronterizo con Colombia, la alta funcionaria señaló que se trata de una medida interna, con la que el presidente Rafael Correa busca incentivar a emprendedores ecuatorianos a hacer empresa.

“Les van a dar ciertos incentivos para comprar y producir en Ecuador, pero es una medida completamente interna y no es contra el comercio colombiano, lo que sí es claro por el diferencial cambiario y la diferencia con el dólar colombiano es que ha habido mucha compra y están cruzando los fines de semana masivamente los ecuatorianos a comprar el Colombia y están tomando simplemente una medida para incentivar”, dijo Holguín, para quien la medida no es en contra del comercio y por lo que Colombia ha decidido no tomar acciones al respecto.

Share Button