martes marzo 9 de 2021

Medallista Óscar Figueroa demostró grandeza, temple y disciplina de los colombianos, afirma el Presidente

08 agosto, 2016 Deportes

Presidente ve  logro de Oscar Figueroa

Río de Janeiro, 08 de agosto_ RAM_ “Hoy Óscar Figueroa nos demostró la grandeza, ¡el temple y la disciplina de los colombianos!”, expresó este lunes el Presidente Juan Manuel Santos, al celebrar la primera medalla de oro de Colombia en los Juegos Olímpicos Brasil 2016, obtenida por el pesista colombiano.

Y agregó: “Al superar a sus rivales, Óscar puso el nombre, la bandera y el himno de Colombia en la cima del deporte olímpico. ¡Muchas gracias Óscar y felicitaciones!”.

En su alocución, el Jefe del Estado sostuvo que ese es el espíritu, el ánimo y el optimismo “que debemos mantener siempre los colombianos para alcanzar todo lo que nos proponemos”.

Un alto en la agenda

Poco antes de las 6:30 de la tarde, el Mandatario de los colombianos hizo un alto en su agenda para seguir por televisión, el triunfo del deportista colombiano en las justas cariocas.

El Jefe del Estado, que a esa hora sostenía una reunión de gobierno, invitó a varios de los ministros que lo acompañaban, a apoyar al pesista.

Se encontraban con el Presidente, el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, el Ministro de Minas y Energía, Germán Arce, la Ministra de Comercio, María Claudia Laocuture, y el Director de Planeación Nacional, Simón Gaviria, entre otros funcionarios de gobierno. También lo acompañaba, su hijo Esteban.

Y hacia las 6:30 p.m., cuando el deportista en la categoría de 62 kilos levantó el peso que le hizo acreedor a la presea dorada, la primera para el país en halterofilia, el Presidente y sus ministros, celebraron el logro.

El Mandatario trinó: “Colombia empieza a cosechar triunfos en Olímpicos. ¡Óscar Figueroa, oro en levantamiento de pesas! #CreoEnColombia”.

Pero la gran emoción vendría cuando fue la premiación y sonó el himno nacional por primera vez en los Juegos Olímpicos de Río 2016.

En otro trino, el Presidente indicaría: “Es un orgullo escuchar por primera vez en #Río2016 nuestro Himno Nacional. ¡Vamos por más! #CreoEnColombia”.

La pesista Lina Rivas ganó diploma olímpico

 pesista Lina Rivas pesista Lina Rivas 2

Río de Janeiro, 08 de agosto_ RAM_ La antioqueña Lina Marcela Rivas se ganó este lunes su primer diploma olímpico y el segundo de Colombia y el levantamiento de pesas en los Juegos Olímpicos Rio-2016, al finalizar en el séptimo lugar de la división de los 58 kilogramos.

La colombiana, medallista de oro en los pasados Juegos Panamericanos de Toronto, en Canadá, integró el grupo principal en busca de las medallas, pero no era favorita al podio, su objetivo estaba en quedar entre las ocho primeras para reclamar un diploma olímpico y lo logró.

“Quiero darle primero las gracias a Dios quien permitió que hoy ganara mi diploma olímpico, contenta porque son unos Juegos Olímpicos, en una categoría muy difícil y logré el diploma, aunque sé que podía hacer más y quedar mejor ubicada, pero así es el deporte”, aseguró Lina Rivas.

En su primera salida, Lina levantó 96 kilogramos para el arranque y con ese peso se quedó, porque luego se blanqueó en dos intentos para 100 kilos. En el envión salió con 116 y luego levantó 120 kilogramos, con los que cerró, porque el tercer intento con 122 fue nulo.

El total de la colombiana fue de 216, un kilo más que los 215 que le dieron el oro en Panamericanos, lo que mostró su progreso y el objetivo cumplido de quedarse con un diploma olímpico, el segundo del país en Rio-2016, luego del que ganó la víspera el también pesista Habid de Las Salas, quien fue sexto.

La medalla de oro en la categoría de los 58 kilogramos fue para la tailandesa Sukanya Srisurat, con 240 kilos totales levantados, seguida por su compatriota Pimsiri Sirikaew con 232 y el bronce fue para la representante de China Taipei, Hsing Chun Kuo, con 231.

“Este es un mensaje de optimismo para toda la delegación”

Colombianos en Río

Río de Janeiro, 08 de agosto_ RAM_ “Este resultado es un mensaje de optimismo para toda la delegación colombiana, luego del accidente de Sergio Luis Henao el sábado pasado, cuando ya tenía asegurada una medalla en la prueba de ruta. Este oro nos devuelve la confianza, la ilusión de que Colombia tenga excelente resto de Juegos, gracias a este hombre que es un líder, que ha luchado no solo por sus causas, sino por las de los deportistas colombianos”, señaló Baltazar Medina, presidente del Comité Olímpico Colombiano, en medio de la euforia colectiva que se tomó el nutrido grupo de colombianos, testigos de la consagración de Oscar Figueroa.

Por su parte, Clara Luz Roldán, directora de Coldeportes expresó que con Oscar Figueroa la unen estrechos lazos deportivos y personales, porque como ella, nació en Antioquia y se formó en el Valle del Cauca. Yo lo conozco desde hace seis años como un líder que lucha por él y por los demás deportistas. Le prometí y le arreglé el escenario de pesas para que las selecciones nacionales pudieran realizar sus concentraciones. Luego, desde Indervalle apoyé todas sus iniciativas. Sólo tengo sentimientos de aprecio por él porque lo siento muy cercano. Ahora me ha hablado de construir en Cali un Centro de Alto Rendimiento. Todas sus ideas son en beneficio de los deportistas”.

Para el Jefe de Misión, Ciro Solano Hurtado, el resultado de Figueroa refleja la grandeza del deporte colombiano, el progreso que registramos todo el tiempo y el premio a la constancia y a la disciplina de un atleta como Oscar Figueroa, que sido capaz de superar todas las dificultades vividas.

“Esta medalla lo convierte en uno de los atletas más grandes en la historia del deporte colombiano. Se lo merece por y todo ese sacrificio que ha hecho en su vida. Me hizo recordar a la Negra Grande, que ganó la medalla de oro fantástica en Sidney.

“Oscar es un auténtico luchador, incomprendido para un sector, porque él reclama son reivindicaciones para los deportistas. Él sabe que Colombia pasa por un gran momento histórico, pero aún falta mucho por hacer”.

Así fue la gran noche de Colombia, en Río

La Noche Grande de Río Colombianos en Río2

Ana Edurne Camacho, presidenta de la Federación Colombiana de Pesas, arriba, al centro, en medio de la fiesta colombiana en Ríocentro.

Río de Janeiro, 08 de agosto_ RAM_ Las banderas de Colombia se agitaron mucho antes de que Óscar Figueroa ganara la noche del lunes el oro en las competencias de pesas de la categoría de los 62 kilogramos de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.

El Pabellón Dos de Riocentro, el gigante centro de eventos ubicado justo frente a la Villa Olímpica, fue tomado por centenares de colombianos que desde antes de siete de la noche adornaron el escenario con siete banderas tricolores en la parte de divide la parte baja, a nivel de los competidores, y la alta, donde se ubica el público.

Las que ondearon no fueron esas fijas, eran las de los aficionados que paso a paso celebraron el camino que el deportista vallecaucano fue labrando hasta llegar a lo más alto del podio.

Figueroa comenzó su participación a las 7:36 de la noche, hora de Brasil, y levantó 137 kilos en arranque. Después, a las 7:43, hizo 142 y a las 7:48, falló al intentar 145. Pero con 142 terminó en primer lugar, lo que encendió al público, vestido de amarillo, que comenzó a corear ‘¡Colombia, Colombia!’, y su propio nombre.

Los rivales, chino, kazajo, indonesio, no importaban para el público que en ese receso de 10 minutos agitaron, sin descanso, las banderas en las gradas y los sombreros vueltiao. Unos ocho kazajos que animaban a un compatriota, ubicados en la parte alta cerca a la pesista colombiana Leidys Solís, fueron apagados por el ruido ensordecedor de los colombianos que golpeaban, con sus piernas, el piso de metal de las gradas desarmables que instalaron en el escenario.

Los colombianos se paseaban de lado y lado. entre abrazos y felicitaciones. De una pancarta con el tricolor, ubicada al mismo nivel de las banderas fijas, se leía: ‘Los colombianos ya tenemos 147 medallas de oro en nuestro corazón’. Eso, en dos líneas en la franja amarilla. En las otros dos, la misma frase, primero en portugués y después en inglés.

A las 8:25 comenzó el colombiano la segunda parte, en envión, y cambió de 171 a 172 y siguió arriba. Luego, a las 8:31 levantó 176. Pero la de oro se concretó antes de su última oportunidad, cuando quien lo seguía, el indonesio Irawan Ekoyuli fracasó en intentar levantar 179 kilos, a las 8:37. Con el oro asegurado (con un total de 318) , el colombiano buscó subir 179 kilos, a las 8:39, pero no pudo. ´De todas maneras, la ruidosa ovación se escuchó. Figueroa se echó al suelo, de espalda a llorar, mientras muchos aficionados también lloraban en las gradas.

El pesista, llorando, se arrodilló, mientras sus entrenadores, abajo, se abrazaban. Se soltó quitó las botas (¿señal de retiro?) y levantó los brazos. El rugido fue más fuerte en las gradas. Besó la pesa de su derecha y fue al encuentro feliz con sus entrenadores que, felices, lo esperaban abajo.

Entonces, en el Pabellón Dos, como si se hubieran puesto de acuerdo, se escuchó el coro “¡Se vive, se siente, Colombia está presente!’ hasta que a las 8:52, con la chaqueta de la sudadera amarilla, para hacer el juego con la medalla y el color predominante en el lugar (en el público mucha camiseta de la selección nacional de fútbol), Figueroa salió para la premiación.  Y a los 8:54 se entonó el himno nacional con tanta fuerza que seguramente se escuchó afuera del reciento. Figueroa no dejaba de llorar y así se alejó para cumplir los compromisos con la prensa internacional. El público lo despidió con el grito de ‘¡Óscar! ¡Óscar! ¡Óscar!, que redondeó una noche colombiana en Río de Janeiro.

Casa Colombia, un pedacito de la tierra en Brasil durante los Juegos Olímpicos de Río 2016

 Casa Colombia rn Río 2016

Río de Janeiro, 08 de agosto_ RAM_ La Embajada de Colombia en Brasil estableció en Río de Janeiro la Casa Colombia Río 2016, un centro de atención a  los atletas y  la comunidad colombiana, que funcionará en la ciudad hasta el 21 de septiembre, con motivo de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos.

El Gobierno Nacional, por intermedio de la Embajada en Brasilia, aceptó la invitación de la ciudad y el Estado de Río de Janeiro para instalar la Casa Colombia Río 2016, situada en el centro carioca, Praca Marechal Ancora, 95.

En este centro que promueve a Colombia como destino, funciona también en los días de las Olimpíadas un consulado móvil que atenderá las necesidades de los atletas y de la comunidad colombiana.

En un esfuerzo conjunto coordinado por la Embajada en Brasilia que incluye, además del Ministerio de Relaciones Exteriores, al Comité Olímpico Colombiano, al Comité Paralímpico Colombiano, Coldeportes, Procolombia, el Banco de la República y a patrocinadores del sector privado, la casa será escenario de promoción de la imagen y la cultura colombianas, y albergará, además, un consulado móvil que atenderá las necesidades de los atletas y de la comunidad colombiana.

En estas Olimpíadas participan cerca de 148 deportistas olímpicos colombianos y  30 paralímpicos.

Comitiva de Coldeportes visitó Casa Colombia

Comitiva de Coldeportes visitó Casa Colombia

De izquierda a derecha: Fernando Arroyo, rector de la Institución Universitaria Escuela Nacional del Deporte; Ana Milena Orozco, directora Técnica de Posicionamiento y Liderazgo Deportivo de Coldeportes; Clara Luz Roldán, directora de Coldeportes; Juan Pablo Hernández de Alba, consejero de la Embajada de Colombia en Brasil, y Claudia Posada, hija de Clara Luz.

Este lunes, 8 de agosto, una comitiva de Coldeportes lidera por su directora Clara Luz Roldán, visitó Casa Colombia.

Durante su visita recorrió los espacios que se vistieron con lo más representativo del país, como la exposición del Banco de la República; de Procolombia; el stand de Juan Valdez Café, Claro, entre otros.

Clara Luz Roldán en el recorrido por Casa Colombia.

Clara Luz Roldán en el recorrido por Casa Colombia.

“La Casa Colombia es hermosa, espectacular, como todo lo de Colombia; se siente el calor de humano, característico de nuestro país, el olor a café 100 por ciento nacional y la alegría de todos los colombianos.

“Es un proyecto que se hizo realidad, gracias a la gestión de varias empresas. El Comité Olímpico Colombiano y Coldeportes estamos felices de poder ofrecerle a los extranjeros y propios un lugar en el que tienen a Colombia más cerca. La empresa privada también ha hecho un gran trabajo,  estoy encantada con esta casa”, expresó Roldán.

Clara Luz Roldán en el recorrido por Casa Colombia.2

Junto a ella, estuvieron Claudia Posada, su hija; Ana Milena Orozco, directora Técnica de Posicionamiento y Liderazgo Deportivo de la entidad, y Fernando Arroyo, rector de la Institución Universitaria Escuela Nacional del Deporte.

El recibimiento estuvo dirigido por Juan Pablo Hernández de Alba, consejero de la Embajada de Colombia en Brasil y miembros del Comité Olímpico Colombiano.

En la jornada de la tarde el presidente del COC, Baltazar Medina, compartió un espacio con Claro, uno de nuestros aliados. Durante la entrevista envío un mensaje para que sigan apoyando la participación de nuestros atletas en estos Juegos Olímpicos Río 2016.

Baltazar Medina, presidente de COC.

Baltazar Medina, presidente de COC.

También, tuvimos la visita del equipo de gimnasia rítmica de Brasil, quienes estuvieron muy felices de estar y compartir con los colombianos.

Equipo de gimnasia rítmica de Brasil, visita casa Colombia.

Equipo de gimnasia rítmica de Brasil, visita casa Colombia.

Share Button