martes febrero 19 de 2019

Soy Policía

 

Por Esteban Jaramillo Osorio

El fútbol también llora, como llora Colombia. Como lloró cuando murió Andrés Escobar, con una y mil lagrimas solidarias, sentidas. Conmovedor fue el homenaje de Millonarios a la Policía, después del gol ante América, como recuerdo imperecedero a las víctimas del atentado de estos días.

El viaje eterno, intempestivo, desgarrador, especialmente para algunos atletas, que por fuerza del destino cambiaron títulos, celebraciones, aplausos, medallas y gloria por coches fúnebres, con desasosiego para todas sus familias. Todos inocentes víctimas.

Visible la solidaridad colombiana, no podía excluir el fútbol. Fue un lindo gesto, como aquel de Totono Grisales cuando en 2001, en copa América, en épocas también turbulentas, corrió hasta un patrullero después de su gol ante Venezuela, para despojarlo de su casco protector y lucirlo puesto ante el público, con gesto simbólico de confianza y solidaridad para la policía nacional.

Soy Policía, con gratitud. Por mis amigos, por sus buenos actos, por solidaridad. Como Policía es cada colombiano que hoy sufre los rigores de la violencia. Lo soy como Totono o como Millonarios, como toda Colombia que rechaza los actos de vandalismo con los que se quiere desvertebrar al país afectando sus instituciones.

Esteban Jaramillo Osorio

Twitter: @estejaramillo

Share Button