jueves diciembre 3 de 2020

Sobre las consecuencias prácticas del voto en blanco

12 febrero, 2014 Generales

Jorge Enrique Robledo

Por: Jorge Enrique Robledo

        Senador de la República

El voto democrático debe tener como una de sus características ser un voto ilustrado, para que el ciudadano sepa con precisión cuáles serán las consecuencias de sus actos. El siguiente análisis no agota el tema sobre el voto en blanco, pero sí presenta algunos hechos que no deberían ignorarse.

Lo que dice la Constitución:

El artículo 258 de la Constitución dispone: “Deberá repetirse por una sola vez la votación para elegir miembros de una Corporación Pública, Gobernador, Alcalde o la primera vuelta en las elecciones presidenciales, cuando del total de votos válidos, los votos en blanco constituyan la mayoría (la mitad más uno). Tratándose de elecciones unipersonales (alcaldes, gobernadores o Presidente) no podrán presentarse los mismos candidatos, mientras en las de Corporaciones Públicas (como el Congreso) no se podrán presentar a las nuevas elecciones las listas que no hayan alcanzado el umbral”.

¿Qué pasa si el voto en blanco gana las elecciones para el Congreso?

Si el voto en blanco obtiene la mitad más uno de los votos válidos para el Senado o la Cámara o para las dos corporaciones, las elecciones se repetirán y en la segunda votación no podrán participar los partidos que en los primeros comicios no superen el umbral (cerca de 450.000 votos en el caso de Senado), pero sí los mismos candidatos de las primeras votaciones de los partidos que superaron el umbral.

¿Qué ocurre si el voto en blanco gana la segunda elección para el Congreso?

Como la Constitución señala que las elecciones se repetirán “por una sola vez”, si en la segunda elección gana el voto en blanco no pasa nada en cuanto a las curules, porque estas se repartirán entre los candidatos de las listas con las mayores votaciones.

Entonces, los candidatos al Congreso derrotados por el voto en blanco sí podrán presentarse a la segunda votación, siempre y cuando sus partidos hayan pasado el umbral. Y no existe ninguna posibilidad de que los partidos de la U, Liberal, Conservador y Centro Democrático no pasen el umbral. Luego esos partidos inevitablemente conformarán sus bancadas con los mismos candidatos que estuvieron en la primera votación.

¿Qué sucede si el voto en blanco gana las elecciones presidenciales?

Si el voto en blanco saca más de la mitad de los votos válidos en la primera vuelta, las elecciones presidenciales se repetirán con nuevos candidatos. Pero si el voto en blanco gana también en la segunda vuelta, no se generan consecuencias en cuanto a la elección, porque queda electo el candidato que obtenga más votos.

Por razones obvias, es más fácil para los partidos de la Unidad Nacional santista reemplazar por otro al candidato eliminado.

Tipos de voto y voto en blanco

En Colombia hay dos tipos de votantes, los que votan libremente de acuerdo con sus convicciones (el llamado voto de opinión) y los que están amarrados a políticos tradicionales que se aprovechan de la pobreza para conseguir votos con prácticas clientelistas (el llamado voto amarrado o clientelista). Los partidos clientelistas son todos miembros de la Unidad Nacional santista e irán a las elecciones apalancados con los recursos del Estado (mermelada).

De otro parte, el voto en blanco es por definición voto de opinión, de las personas que pueden decidir con libertad, lo que significa que no les quita votos o les quita muy pocos a los políticos tradicionales del voto amarrado, a los santistas, mientras golpea a los partidos y candidatos cuya votación sale de la deliberación y libre decisión ciudadana.

Por la fuerza del clientelismo, entonces, es improbable que el voto en blanco pueda afectar de manera importante a los partidos santistas. Por el contrario, el voto en blanco sí puede afectar negativamente el voto de opinión.

El voto en blanco puede llevar a un Congreso 100% de los políticos tradicionales

Supongamos que todo el voto de opinión vota en blanco en las elecciones de Congreso. En este escenario el 100 por ciento del Congreso quedaría en manos de los políticos tradicionales. ¿Por qué? Porque los partidos del voto de opinión, al no obtener votos suficientes, no pasan el umbral y no pueden participar en la segunda elección de Congreso. Y como en la segunda elección el voto en blanco no produce ninguna consecuencia en la selección de los elegidos, el 100 por ciento del Congreso quedaría en manos de los políticos amigos de Santos.

Conclusiones

El voto en blanco tiende a generar efectos contrarios a lo que desean muchos de los que hoy lo ven como una buena opción.

Y con independencia de los objetivos de los promotores del voto en blanco, es evidente que le hace daño al Polo Democrático Alternativo y a sus candidatos y le sirve a Santos y al santismo.

Share Button