miércoles enero 20 de 2021

“El Sistema Habitante de Calle cambió mi vida”: Yesenia del Pilar Gutiérrez

28 marzo, 2014 Antioquia

“La ausencia de familia y de cariño me mantuvo 20 años en la calle”, cuenta Yesenia del Pilar. Cinco años sin consumir drogas y una nueva vida al lado de sus tres hijos le esperan a esta usuaria del Sistema Habitante de Calle. Cien habitantes de calle por año son resocializados por la Alcaldía de Medellín a través del Sistema Habitante de Calle.

La vida de Yesenia del Pilar Gutiérrez transcurre en la actualidad entre la venta de tintos, mentas, chicles, cigarrillos, galletas, papitas y buñuelos en el Centro Día #1.

Allí llegan diariamente unos 150 habitantes de calle en busca de comida y abrigo y muchos de ellos han encontrado en ese lugar una nueva vida, gracias a los diferentes programas y proyectos que tiene la Secretaría de Inclusión Social y Familia, a  través del Sistema Habitante de Calle.

Yesenia del Pilar nació en el municipio  de Andes, en el suroeste antiqueño. Muy pequeña fue traída por su madre a Medellín. A los doce años su progenitora la abandonó y en ausencia de su familia comenzaron 20 largos años de vida en la calle. Uno de los semáforos de la glorieta de la Plaza Minorista fue testigo mudo de su vida. Allí consumía toda clase de alucinógenos, pedía dinero a los conductores de carro y transeúntes. Se embarazó tres veces, le tocó observar todo tipo de acciones, desde la caridad de la gente hasta las peleas callejeras.

Su vida tomó un rumbo diferente cuando muy cerca del lugar donde  habitaba fue invitada al Centro Día #1. La amabilidad de los profesionales, lo atractivo del programa  y la esperanza de reencontrase con sus tres pequeños hijos le hizo cambiar de vida.  

Han pasado 5 años sin consumir drogas, asistiendo cumplidamente a todos los talleres, capacitaciones y  encuentros lúdicos que le han permitido ser otra persona al punto que con contundencia afirma: “El Sistema Habitante de Calle cambió mi vida”.

La Alcaldía de Medellín, a través de diferentes programas de emprendimiento, la capacitó y luego le dio las herramientas para iniciar su negocio donde diariamente vende sus 50 tintos y una que otra chuchería que consumen los usuarios del Centro Día. Su amabilidad y optimismo invita a los habitantes de calle a que cambien de vida, además se gana el sustento para sus tres “tesoros” como llama  a sus hijos.

Cada año se resocializan en Medellín 100 habitantes de calle quienes se encuentran vinculados al campo laboral. Muy pronto Yesenia será una de las egresadas de los programas de resocialización del Sistema. Espera cumplir sus sueños, conseguir una casa para vivir con sus tres hijos y demostrarle a la sociedad que salir de las calles es posible con la fuerza de voluntad y aceptando la ayuda que la Alcaldía de Medellín le ofrece.

Share Button