martes enero 19 de 2021

Colombianos se rajaron otra vez en las pruebas PISA

10 julio, 2014 Educación

Con sólo 379 puntos, entre unos 29.000 alumnos de 13 países, los estudiantes colombianos volvieron a relegar al país a los últimos lugares en las famosas pruebas PISA, que miden la capacidad y la calidad educativa.

Los 379 puntos obtenidos por los estudiantes colombianos, contrastan con los 603, obtenidos por sus similares de Shanghái, que ocuparon el primer puesto de la tabla en las pruebas, en las que en esta oportunidad se midieron los conocimientos en materia financiera, en en asuntos como la gestión de cuentas y tarjetas bancarias, la planificación de sus finanzas, la comprensión de los riesgos, intereses o impuestos, y los derechos y deberes como consumidores.

En los primeros lugares de la lista PISA figuran estudiantes de Flandes (Bélgica), con 541 puntos; Estonia, 529; Australia, 526; Nueva Zelanda, 520: República Checa, 513; Polonia, 510; y, Letonia, 501 puntos.

Sobre 400 puntos aparecen Italia (466), Eslovaquia (470), Israel (476), Croacia (480) y España (484), mientras que el rendimiento de Eslovenia (485), Francia (486), Rusia (486) y EEUU (492).

De acuerdo con el informe, solo el 3,8 % demostró un nivel de excelencia, y apenas uno de cada diez pudo resolver las preguntas más difíciles, que implicaban por ejemplo el costo de una transacción o calcular el balance de una cuenta.

El 15,3 % no fue capaz de reconocer el uso de documentos financieros habituales, como una factura, y de tomar decisiones sencillas sobre gasto cotidiano.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, OCDE, que promueve las pruebas, señaló que más del 70 % de los adolescentes de la comunidad flamenca de Bélgica, Estonia, Francia, Nueva Zelanda y Eslovenia poseían una cuenta corriente, frente a menos del 30 % de Israel, Colombia o Polonia, y constató que en 9 de los 13 países de la OCDE el resultado fue mejor en aquellos con una.

El estudiante de un ambiente bueno o privilegiado obtuvo, de media, 41 puntos más que otro con menos posibilidades, mientras que, en general, los estudiantes nativos del país en cuestión aventajaban a los inmigrantes con un estatus similar.

En las pruebas de diciembre del 2013, Colombia ocupó el último lugar, con 399 puntos, cuando los jóvenes de 15 años fueron medidos en su capacidad para resolver problemas concretos que se plantean en la vida cotidiana.

Compartiendo los últimos lugares con Bulgaria, Uruguay, Montenegro, Emiratos Árabes Unidos y Malasia. Los primeros lugares lo ocupan los jóvenes de Singapur, Corea del Sur, Japón, China, Canadá, Australia, Finlandia, Reino Unido y Estonia.

En el 2012, Colombia ocupó el puesto 62 (entre 65 naciones), cuando las pruebas analizaron el rendimiento de 510 mil estudiantes de 15 años (9.073 de ellos colombianos), en matemáticas, lenguaje y ciencia.

El resultado fue el siguiente: 376 puntos en matemáticas, 403 en lenguaje y 399 en ciencia.

En el 2009, el logro fue un poco superior: 381 puntos en matemáticas, 402 en ciencias y 413 en lectura.

El Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes o Informe PISA (por sus siglas en inglés: Programme for International Student Assessment) se basa en el análisis del rendimiento de estudiantes a partir de unos exámenes que se realizan cada tres años en varios países con el fin de determinar la valoración internacional de los alumnos.

PISA se realiza por encargo de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), la cual promueve las pruebas estandarizadas a estudiantes de 15 años. Aunque es considerado como un sistema “objetivo” de comparación, su formulación está sujeta a muchas críticas, por cuanto es un análisis meramente cuantitativo.

PISA se diferencia de los programas de evaluación de estudiantes anteriores por sus siguientes características:

-El Informe PISA se realiza por encargo de los gobiernos y sus instituciones educativas.

-El Informe PISA debe llevarse a cabo regularmente en un intervalo constante (ahora cada 3 años)

-PISA examina a estudiantes de una determinada edad y no de un nivel escolar específico.

-PISA no se concentra en una sola materia escolar, sino que revisa las tres áreas de: competencia de lectura, matemáticas y ciencias naturales.

Los problemas por resolver deben ser presentados en contextos personales o culturales relevantes.

PISA no analiza los programas escolares nacionales, sino que revisa los conocimientos, las aptitudes y las competencias que son relevantes para el bienestar personal, social y económico (OECD 1999). Para ello no se mide el conocimiento escolar como tal, sino la capacidad de los estudiantes de poder entender y resolver problemas auténticos a partir de la aplicación de conocimientos de cada una de las áreas principales de PISA.

La finalidad de PISA no es sólo describir la situación de la educación escolar en los países, sino también promover el mejoramiento de la misma.

Share Button