lunes octubre 25 de 2021

Gobierno rechaza desconocimiento a Clara Rojas como víctima y emplaza a las Farc

03 septiembre, 2014 Política

Clara Rojas

 El gobierno nacional rechazó hoy en forma categórica la actitud de las Farc de desconocer como víctima a Clara Rojas y emplazó al grupo guerrillero a hacer claridad en torno a su sinceridad en el reconocimiento a las víctimas de sus atrocidades y en el mismo propósito de paz.

“Esto es una muestra de desprecio contra una víctima”, sostuvo el jefe del equipo negociador del gobierno en las conversaciones en La Habana, Humberto de la Calle Lombana, quien advirtió que no se entiende la posición de las Farc, no solo contra Claras Rojas, sino también contra Ingrid Betancur y el general Mendieta, quienes fueron víctimas de prolongados e inhumanos secuestros.

Como lo informamos oportunamente aquí en la web www.radiosantafe.com, en un escrito publicado en su portal en internet, las Farc afirmaron que Clara Rojas No tiene derecho a declararse víctima del conflicto armado, porque, advierte, decidió “voluntariamente” acompañar en su cautiverio a la entonces candidata presidencial Ingrid Betancourt, de la que era jefa de campaña.

Al efecto, en un extenso artículo detallan los pormenores del cautiverio de Clara Rojas, actual representante a la Cámara.

Frente a este hecho, el jefe de la delegación gubernamental en las conversaciones de La Habana, Humberto de la Calle Lombaba emitió el siguiente comunicado:

“La Delegación del Gobierno quiere elevar su más enérgica protesta por la difusión, a través de medios de comunicación de las Farc, de un artículo contra la congresista Clara Rojas. Este escrito viola su dignidad como persona y como mujer.

Es una muestra de desprecio a una víctima que sufrió durante varios años el secuestro a manos de las Farc y, por tanto, exige de este grupo claridad sobre su sinceridad al acordar principios de reconocimiento y responsabilidad frente a las víctimas.

Es todavía más inexplicable lo ocurrido, si se considera que Clara Rojas pese a su inmenso sufrimiento, ha manifestado su fuerte apoyo al proceso de paz. La desafortunada publicación tampoco ha tenido en cuenta los derechos del niño.

En el artículo también se ataca a Ingrid Betancourt, igualmente víctima de un largo secuestro. A esto, se suma, la publicación de un documento suscrito por un miembro de la delegación de las Farc en La Habana, en el cual, con una muestra superlativa de crueldad, se llega a denigrar del General Mendieta, llegando incluso al extremo de la burla.

Las Farc deben aclarar estas manifestaciones que a nuestro juicio son incompatibles con un deseo expresado en los acuerdos, de reconocer a las víctimas y asumir las responsabilidades consecuentes. Además, genera preocupación que ocurran estos ataques personales, en momentos en que los organizadores de los encuentros con las victimas deben regirse por un principio de equilibro, en la composición de las delegaciones de víctimas. Es como si se quisiera evitar, aquí en La Habana, su presencia. Estas manifestaciones, además de denigrantes, constituyen una presión, inaceptable, sobre los organizadores.

Esperamos que las Farc se pronuncien sobre estos desafortunados hechos”, concluye el comunicado.

A su turno Clara Rojas, quien estuvo secuestrada más de 6 años en campos de concentración de las Farc en las selvas colombianas consideró “totalmente desafortunado” que las Farc pretendan “desconocer a las víctimas sin justificar una acción tan dramática como es la del secuestro”.

“Ese no es el camino que nos conduce a la reconciliación, cuando estamos ad portas de la verdad, de la reparación incluso de petición de perdón”, precisó.

Según la representante a la Cámara, las Far no están listas para confrontar a sus víctimas, ni para asumir sus responsabilidades, ni para poner la cara y tratar con dignidad y respeto y consideración a quienes han sufrido sus atrocidades.

“Siento como una desazón porque yo pensé que en el tema del secuestro mío ya habíamos pasado la página porque me he venido esforzando enormemente en hacerlo e incluso he efectuado el ejercicio del perdón”, complementó la congresista.

Añadió que es posible que las Farc quieran de alguna manera acallar voces “que estamos muy activas y que nos parece muy importante que se realice la reconciliación”.

Por su parte, el senador Mauricio Lizcano, otro de los secuestrados por el grupo guerrillero señaló que “las Farc pretenden descalificar a las víctimas reales de esa guerrilla haciendo creer que Clara Rojas fue retenida y tratada bien, como en un hotel cinco estrellas, cuando en realidad sufrió un cruel secuestro por seis años”.

Share Button