martes junio 15 de 2021

Papa Francisco se declara “feliz” por acuerdo con las Farc y pide blindarlo para que no vuelva la guerra

24 junio, 2016 Política

Papa Francisco 00

 Ereván, República de Armenia, 24 de junio_ RAM_ –“Feliz” se declaró este viernes el Papa Francisco por la noticia sobre el nuevo acuerdo logrado la víspera entre el gobierno y la guerrilla de las Farc para poner fin del conflicto armado y pidió que éste como otros pactos se blinden para que no vuelva la guerra.

“Muchas felicidades a Colombia que ahora da este paso”, expresó el Pontífice a bordo del avión de Alitalia, en viaje hacia la ciudad de Ereván, la capital de la República de Armenia, para cumplir una visita apostólica, la cual se prolonga hasta este domingo 26 de junio.

En diálogo informal con los periodistas, el Papa Francisco habló sobre dos temas de actualidad: la paz firmada por el Gobierno de Colombia y las FARC y el referéndum de Gran Bretaña en el que se votaba la salida o no de la Unión Europea.

Así, el Obispo de Roma aseguró sentirse “feliz” por la noticia de la paz en Colombia.

“Ha sido una buena noticia y deseo que los países que han trabajado para hacer la paz y que dan la garantía para que esto vaya adelante, blinden esto hasta tal punto que nunca se pueda volver, ni desde dentro ni desde fuera, a un estado de guerra”, precisó el Papa.

Sobre la actualidad inglesa y el referéndum Brexit, el Santo Padre ha indicado que ha conocido el resultado final estando ya en el avión ya que cuando ha salido “de casa todavía no era definitivo”. Así mismo observó que “ha sido la voluntad expresada por el pueblo y esto requiere de todos nosotros una gran responsabilidad para garantizar el bien del pueblo del Reino Unido y también el bien y la convivencia de todo el continente europeo. Así lo espero”.

Inmediatamente, conoció la declaración del Papa, el presidente colombiano escribió en su cuenta en Twitter:

La República de Armenia es un estado soberano en el sur del Cáucaso región de Eurasia, situado en el Asia occidental. Allí, el Papa Francisco cumple su XIV Viaje Apostólico internacional, por invitación de Su Santidad Karekin II, Supremo Patriarca y Catholicós de todos los armenios, así como de las Autoridades civiles y de la Iglesia Católica.

En una de sus primeras intervenciones en territorio armenio, el Papa Francisco abordó precisamnete el tema de la guerra y al efecto, les dijo a las autoridades armenias que “es vital aislar a quien usa la religión para llevar a cabo la guerra”.

Después de saludar al Presidente de Armenia, Serj Sarkissian y de agradecerle su invitación al país caucásico, añadió que ésta era la ocasión para devolver la visita que ya hicieron las autoridades armenias el año pasado a Roma, cuando se celebró en la Basílica de San Pedro la misa por el centenario del Metz Yeghèrn, el “Gran Mal”, de 1915.

En este contexto volvió a referirse al genocidio armenio en 1915.

“Aquella tragedia, por desgracia, inauguró la triste lista de las terribles catástrofes del siglo pasado, causadas por aberrantes motivos raciales, ideológicos o religiosos, que cegaron la mente de los verdugos hasta el punto de proponerse como objetivo la aniquilación de poblaciones enteras”, aseguró el Santo Padre.

Y en este sentido, la persecución cristiana que se ha vivido al largo de la historia del mundo y que se sufre todavía activamente en muchos países, fue una parte importante del discurso del Papa Francisco. “Es indispensable que los responsables del destino de las naciones pongan en marcha, con valor y sin demora, iniciativas dirigidas a poner fin a este sufrimiento, y que tengan como objetivo primario la búsqueda de la paz, la defensa y la acogida de los que son objeto de ataques y persecuciones, la promoción de la justicia y de un desarrollo sostenible”.

Armenia ha sufrido a lo largo de su historia esta situación en primera persona y ahora ayuda activamente a los miles de ciudadanos sirios que han huido de su país por la guerra. Es por eso que el Obispo de Roma valora su actitud ante esta realidad, “animo a que no dejen de ofrecer su valiosa colaboración a la comunidad internacional”. Y aseguró que es “vital” que todos los que todos los que confiesan su fe en Dios unan sus fuerzas para “aislar a quien usa la religión para llevar a cabo proyectos de guerra, de opresión y de persecución violenta”.

Finalmente, Papa Francisco recordó que la Iglesia Católica a pesar de estar presente en el país con recursos “humanos limitados”, contribuye en la ayuda dirigida a los más débiles tanto en el campo sanitario, educativo y en la caridad, “como lo demuestra el trabajo realizado desde hace veinticinco años el hospital «Redemptoris Mater», en Ashotzk, las actividades del Instituto educativo a Ereván, las iniciativas de Cáritas Armenia y las obras gestionadas por las Congregaciones religiosas”.

Share Button