martes junio 15 de 2021

Mala contrarreloj de Nairo: perdió más de 2 minutos respecto a Froome

15 julio, 2016 Ciclismo, Deportes

Nairo Quintana no pudo

LA CAVERNE DE PONT D’ARC _Chris Froome demostró que es el mejor del Tour de Francia en estas dos primeras semanas de competencia y este viernes dio una demostración impresionante, en la contrarreloj de 37 kilómetros, que ganó el holandés Tom Dumoulin con tiempo de 50 minutos 15 segundos, mientras que el colombiano Nairo Quintana cedió terreno y ve peligrar el título de la competencia.

Quintana, en la meta, marcó un guarismo de 53 minutos 23 segundos, a 3 minutos 8 segundos de Dumoulin, y Froome paró el reloj en la llegada en 51 minutos 18 segundos, dejaron al boyacense distanciado por 2 minutos 59 segundos y en la cuarta casilla.

La meta de ganar el Tour para Nairo se ve lejana, porque en la segunda semana del Tour no respondió y ahora no solo deberá luchar contra un sólido líder, sino contra Bauke Mollema y Adam Yates, segundo y tercero en la general.

El año pasado, Quintana llegó a la semana final de la competencia en el segundo lugar de la clasificación general y distanciado de Froome por 3 minutos 21 segundos. Al término de la competencia, Nairo Quintana perdió un minuto 12 con el campeón, Froome.

Froome estuvo inmenso, sacó a relucir su excelente forma al reloj, mientras que Nairo no estuvo en su día, no se vio un buen pedaleo en su andar y a la postre eso se evidenció en el cronometraje final.

Nairo nunca pudo estar cerca de Froome ni de Bauke Mollema y sí de Adam Yates, pero con todos perdió en los puntos intermedios.

En el kilómetro 7, el colombiano marcó un tiempo de 15 minutos 6 segundos, perdiendo 33 segundos con Froome. En el kilómetro 28, el boyacense cedió 2 minutos 30 segundos con Dumoulin, el ganador de la etapa, y un minuto 43 segundos con Froome, que en ese instante se jugaba el Tour.

En la meta los tiempos sentenciaron una jornada en la que se esperaba más de Nairo, pero en el que el pedalista del Movistar no respondió, aunque este año en las contrarrelojes cortas había mejorado, pero no había estado en una de más de 30 kilómetros.

Dumoulin pulverizó el reloj, se impuso en todos los tramos de cronometraje y demostró que ha tenido un buen Tour de Francia, pues ya había ganado una etapa, la que terminó en Arcalis.

Este sábado, la competencia tendrá una etapa que se puede denominar ‘tranquila, aunque no se sabe’, entre Montélimar – Villars-les-Dombes Parc des Oiseaux, de 208 kilómetros, pensando en la jornada del domingo, de 159 km, con seis premios de montaña, el Colombier de por medio, pero sin llegada en alto.

Tom Dumoulin vuelve a ganar y Froome se asienta en la general

Los triunfos no se han celebrado hoy al final de la 13ª etapa del Tour 2016, en señal de respeto a las víctimas de la tragedia de Niza. Tom Dumoulin se ha anotado su segunda victoria tras ganar la etapa reina pirenaica en Androra-Arcalis. Pulverizó el tiempo de expermientados contrarrelojistas como Tony Martin, Fabian Cancellara o Rohan Dennis, que tuvieron dificultades a la hora de surcar un terreno rompepiernas en el que el viento fue protagonista. Chris Froome, segundo de la etapa, consolida su liderazgo en la general.

Jornada de duelo en el Tour

La organización del Tour de Francia, en consenso con las autoridades locales y del Estado, ha decidido dedicar la etapa del día a la memoria de las víctimas de la tragedia de Niza. Tras un minuto de silencio en el control de firmas, los corredores se han puesto en acción, empezando por Sam Bennett (Bora-Argon 18), farolillo rojo, que hoy sube al menos dos puestos en la jerarquía de la general tras el abandono de Thibaut Pinot (FDJ), enfermo, y de Simon Gerrans (Orica), con una fractura en la clavícula tras la caída sufrida durante la etapa de ayer.

Oliveira en cabeza

Bennett es líder provisional de la etapa durante unos diez minutos, sustituido rápidamente por Alexis Gougeard (AG2R La Mondiale), a su vez desalojado por Maciej Bodnar (Tinkoff). El desnivel del recorrido y el fuerte viento que sopla en la zona no permiten que el Campeón de Polonia ruede a más de 42,62 Km/h, de media. La llegada de Rohan Dennis (BMC) sube esa media hasta los 43,32 km/h, superados después por los 43,46 km/h del portugués Nelson Oliveira (Movistar).

Dumoulin alza el vuelo

El rodador alemán ya ha demostrado en muchas ocasiones que no es mal escalador. Y si no que se lo pregunten a sus compañeros de escapada en la etapa con final en Andorra-Arcalis. Tom Dumoulin (Giant-Alpecin) pulveriza desde el primer punto intermedio el registro de Oliveira (54” de ventaja en la côte de Bourg-Saint-Andéol). El veredicto es aún más contundente en la línea de meta, que el holandés cruza con 1’31” de ventaja con respecto al portugués, volando a una velocidad media de 44,7 km/h.

Unos ganan, otros pierden

El golpe de autoridad de Dumoulin deja poco margen a los candidatos a disputarle la etapa, pero la batalla por la general también tiene una cita hoy en Ardèche. El Top 15 está dividido entre los que vienen a defender y los que deben atacar. Los tiempos registrados en los puntos de control intermedio indican rápidamente que Nairo Quintana (Movistar) y Romain Bardet (AG2R La Mondiale) no saldrían beneficiados en este caso. Tampoco Richie Porte (BMC), muy rápido en el arranque pero que termina a 3’08” de Dumoulin.

Chris Froome asienta su liderazgo

El maillot amarillo de Chris Froome (Team Sky) ha sido el último en deslizarse por la rampa de salida de Bourg-Saint-Andéol. El británico, designado por la mayoría de los corredores entrevistados en meta como el único con posibilidades de desbancar a Tom Dumoulin ha terminado 2º (a 1’03” de Dumoulin). No ha conseguido la victoria, pero sí arañar unos cuantos segundos más a sus rivales en la general. El único que se ha reivindicado ha sido Bauke Mollema (Trek-Segafredo), aupado al 2ª cajón del podio, a 1’47” de Froome, por su buen rendimiento contra el reloj. Adam Yates baja al tercer puesto, a 2’45” del maillot amarillo.

Share Button