domingo agosto 1 de 2021

Hubo un empate: ¡No ganó nadie!

10 octubre, 2016 Opinión, Política Horacio Serpa

Horacio Serpa U

Por Horacio Serpa

_ Es de rigor reconocer que el NO ganó en el Plebiscito, desde el punto de vista aritmético. La diferencia con el SI fue de cincuenta mil votos, en un universo electoral de trece millones de votos, es decir el 0.3% de los sufragios. A la luz del censo electoral, la ventaja representa algo más del 0.1%. Son cálculos al ojo, que, si tienen en cuenta el número de habitantes, la cifra que distanció al NO del SI, casi no existe.

Poniéndose la mano en el corazón, esa mínima diferencia de cincuenta mil personas no puede definir la suerte de 50 millones. Lo razonable y lo político es aceptar que hubo un empate. Ello no es atentar contra la democracia ni desconocer que los del NO pusieron más votos que los del SI. Hubo una ganancia cuantitativa, pero fue un triunfo pírrico, sin valor suficiente en el campo de las definiciones, sin capacidad para decidir la tremenda situación que estaba en juego. Como se diría popularmente, “fue una victoria chimba”.

Si faltan argumentos para cuestionar el resultado, acudamos a la sinceridad del gerente de la campaña negativa, quien en un acoso de conciencia confesó que hicieron toda clase de mañas, trampas, mentiras y engaños para ganar en su frenética intención de impedir la aprobación de los Acuerdos. Lo que se supo es apenas el principio de un gran escándalo que seguramente tomará fuerza con la investigación penal.

Como si fuera poco, de por medio están los desastres del huracán. Incluso las propias palabras de los principales actores del NO, según los cuales no están contra la paz sino contra algunas cláusulas de los Acuerdos.

Share Button