domingo septiembre 19 de 2021

Maduro resta importancia a denuncia de Fiscal Ortega sobre su implicación en el escándalo de Odebrecht

20 agosto, 2017 Internacionales

 

Caracas, 20 de agosto_ RAM_ De manera tangencial, sin profundizar en el tema, el presidente Nicolás Maduro respondió este domingo a las denuncias que formuló la Fiscal venezolana Luisa Ortega sobre su implicación en el escándalo de corrupción de la firma brasileña Odebrecht.

Maduro se refirió al tema en una entrevista que le concedió al programa del periodista José Vicente Rangel en Televen y se limitó a expresar que en la lucha contra la corrupción en Venezuela “nunca conté con el apoyo de la fiscalía”.

El mandatario venezolano señaló que ordenó una investigación sobre un caso corrupto en la faja petrolífera del Orinoco, pero añadió que la fiscal general Ortega Díaz no hizo nada al respecto y colaboró con los culpables.

“Cuando informamos a la Fiscalía, ¿qué hizo? Ahora ya lo sabemos, le avisó a los corruptos, se fueron del país, les cobró millones de dólares con los cuales abrieron cuentas en el exterior, en paraísos fiscales del Caribe”, sostuvo Maduro.

“Luego descubrimos por qué se fueron del país, la Fiscalía era la que extorsionaba y protegía a estos sectores”, afirmó el mandatario.

Maduro dijo que el esposo de la exfiscal, el diputado Germán Ferrer, “era el encargado de una red de extorsión” que funcionaba en el Ministerio Público.

“Ahora es que descubro en toda su magnitud lo que es una red que protegía la corrupción, una red de extorsión”, añadió.

Además, Maduro afirmó que las pruebas presentadas por estos hechos por Diosdado Cabello ante el Ministerio Público contra German Ferrer, esposo de la fiscal, son verdaderas.

El mandatario reconoció que en Venezuela hay que implementar estrategias para luchar contra la corrupción, por eso dijo que espera que la Asamblea Nacional Constituyente le de su apoyo para lograr contrarestar este delito, desde el punto de vista penal y educativo.

El hecho es que la destituida fiscal Luisa Ortega, en comunicación telefónica con la Cumbre de Procuradores y Fiscales Generales de América Latina, reunida en Puebla, México, reveló que tiene pruebas de la implicación del presidente Nicolás Maduro y su entorno, esto eso, ministros y personal de confianza, en el escándalo de corrupción de Odebrecht.

“Tiene mucho que ver con la investigación de Odebrecht, y eso los tiene muy preocupados y angustiados. Esa investigación involucra al señor Nicolás Maduro y a su entorno”, precisó Ortega.

Añadió que tiene en su poder “el detalle de toda la cooperación, montos y personajes que se enriquecieron y esa investigación involucra al señor Nicolás Maduro y a su entorno”.

Ortega también denunció la persecución desatada en su contra por el régimen de Maduro y recordó que el pasado 5 de agosto, tras ser destituida por la Constituyente, las dependencias de la fiscalía fueron asaltadas y tomadas “militarmente por la fuerza de las bayonetas”.

Sin embargo Ortega notificó: “Podrán inventar delitos, podrán seguir encarcelando a mis familiares y a mi entorno pero jamás renunciaré a algo que juré que es defender hasta el último aliento la democracia, la libertad y los derechos humanos en Venezuela”.

En las transcripciones que se han hecho hasta ahora sobre la entrevista de Maduro a Rangel no se ha destacado ningun pronunciamiento del mandatario venezolano respecto al viaje a Colombia de la fiscal Ortega, junto con su esposo el diputado Germán Ferrer, al parecer para obtener asilo político.

El único que se ha pronunciado sobre el hecho es el número dos del chavismo Diosdado Cabello, quien publicó una nota en su página web “Con el mazo dando” bajo el siguiente título:

“¡Cobardes! Luisa Marvelia Ortega y Germán Ferrer huyen despavoridos a Colombia”.

La nota precisa que “la exfiscal general de la República, Luisa Marvelia Ortega, y su esposo prófugo de la justicia, Germán Ferrer, huyeron despavoridos a Colombia en un vuelo privado procedente de Aruba, donde habrían llegado en lancha que tomaron desde la Península de Paraguaná en el estado Falcón”.

Agrega que la información fue confirmada este viernes por Migración Colombia, a través de un comunicado de prensa. En el avión también se encontraban Gioconda González Sánchez, asistente de Luisa Marvelia, y Arturo Villar, exfuncionario de la Disip, antigua policía política de la IV República, complementa y concluye:

“Todo esto luego que el constituyente Diosdado Cabello, presentara pruebas el pasado miércoles 16 de agosto sobre una red de extorsión que funcionaba desde el Ministerio Público, junto a cuentas millonarias en dólares que fueron aperturadas en un banco de Las Bahamas”.

En nota separada se refiere a “uno de los acompañantes de la exfiscal general de la República, Luisa Marvelia Ortega, a su llegada a Bogotá, Colombia, identificado por Univisión como Arturo Vilar Estevez” y señala que “fue jefe de prensa de la Disip, antigua policía política en los años noventa. Esta policía, formada por agentes de la Central de Inteligencia Americana (CIA) que pertenecían al exilio cubano, fue responsable de terribles crímenes y violaciones de derechos humanos, como el asesinato de Jorge Rodríguez padre (en 1975), la masacre de Yumare (en 1985) y algunos de sus exagentes fabricaron sobres-bomba en 1993 para provocar una caída en las acciones de la Bolsa de Valores de Caracas. Justo en esos años, Vilar actuó como el publicista de los organismos de inteligencia”.

Añade que “la relación del exagente de la Disip con la exfiscal Luisa Marvelia, sin duda es sorpresiva pero paradójicamente parece ser muy esclarecedora por lo reveladora”.

Igualmente destaca que Arturo Vilar “fue también jefe de prensa de los militares que se atrincheraron en la Plaza Francia de Altamira, Caracas, a fines de 2002, y dirigió el 19 de noviembre de ese año una agresión contra la periodista de Venezolana de Televisión, Zaida Pereira y su equipo.

Vilar había sido compañero de clase de la comunicadora agredida que por lo demás es su colega. La historia completa está en el libro Periodistas en la mira de Petruvska Simne, subraya.

“Vale aclarar que Arturo Vilar no fue fiscal anticorrupción como lo indica equivocadamente Univisión, tampoco funcionario del Ministerio Público. Vilar era un abierto militante anticomunista, con actitudes policiales y se le llegó a considerar cercano a agencias de inteligencia estadounidense”, concluye la nota.

De otro lado, en la entrevista a Rangel, el presidente Nicolás Maduro afirmó que la oposición debe dejar de subestimarlo y reiteró su invitación al diálogo para solucionar los problemas del país.

Maduro dijo que sabe que líderes de la oposición como Julio Borges y Henry Ramos Allup han intentado derrocarlo en sus cuatro años de Gobierno.

Aseveró que estos políticos han hecho comentarios en su contra que no son capaces de reconocer, lo cual considera que “la peor política que puede ejercer la oposición es subestimarme a mí y al pueblo”..

Maduro señaló que aspira que la oposición deje de subestimarlo para que sobre la base del respeto puedan entablar un diálogo que incluya a todos los sectores, con el fin de solucionar los problemas que atraviesa la nación

Maduro señaló a los ataques al proceso revolucionario por parte de la ultraderecha, que está “muy monitoreada y suborndinada por el imperialismo norteamericano, y que tomó como bandera central la derrota de la Revolución”.

Recordó que la Revolución bolivariana, desde su surgimiento, cambió la geopolítica regional, el ,mundo políticos de América Latina y El Caribe y regiones importante del mundo, a partir del avance de las fuerzas revolucionarias y de izquierda para ser referencia mundial de los cambios posibles que necesitan nuestros países y por la humanidad.

Cuestionó las campañas antichavista, antibolivarianas basadas en el miedo, el pavor y el terror por la fuerza de las ideas socialistas. Esta estrategias se “se convirtieron en el eje del discurso de la derecha”, que ha llegado al poder en algunos gobierno de países como Argentina, Brasil y Paraguay, apuntó.

Al mismo tiempo, Maduro reafirmó su llamado a la oposición en Venezuela a participar en un diálogo político para regular la resolución de conflictos en el país.

“La peor política que puede ejercer la oposición es subestirmarme a mí y al pueblo”, reiteró.

Respecto de la Asamblea Nacional Constituyente, Maduro señaló que activar el Poder Constituyente “era la única opción que teníamos de paz” y añadió: “Llegó la Constituyente y la paz se hizo”.

Luego dijo: “Tengo una gran fe en el ejercicio pleno de nuestra soberanía nacional sin aceptar chantajes, ni presiones y menos del imperialismo norteamericano, que la Constituyente pondrá orden en la justicia como la está poniendo, en la institucionalidad, en el Estado, en la economía y va a ser mi soporte fundamental para que terminemos un 2017 en un buen nivel de recuperación general de la sociedad, la política y la paz”.

“Fue algo muy bien pensado durante bastante tiempo, porque es una de las posibilidades que tiene abierta nuestra Constitución”, puntualizó.

Share Button