lunes agosto 10 de 2020

El Ballet Universal de Corea regresa al Teatro Mayor con El amor de Chunhyang, un cuento tradicional coreano

21 septiembre, 2018 Música, Teatro, Variedades

El relato de Chunhyang es una de las historias más populares en Corea que ha pasado de generación en generación bajo la forma de un pansori –un canto épico propio de la tradición coreana-. Esta historia contiene sentimientos y principios arraigados en la cultura coreana desde hace cientos de años. El Ballet Universal de Corea, bajo la dirección de Julia Moon, retoma esta historia y construye un ballet dramático en dos actos y tres escenas con música de Piotr Illich Tchaikovsky. Dos únicas funciones: jueves 20 y viernes 21 de septiembre (función a beneficio de la Fundación Cardioinfantil) a las 8:00 p.m. Entradas desde $40.000.

El Ballet Universal de Corea ha sido aclamado mundialmente por combinar la tradición y el folclor coreano con el ballet clásico, como ocurre con El amor de Chunhyang que introduce al mundo características elementales del pensamiento y de la tradición coreana a través del ballet clásico.

La coreografía gira en torno al amor entre Chunhyang, la hija de Kisaeng (una bailarina parecida a una geisha) y Mongryong, hijo de un aristócrata local. Cuando Mongryong tiene que partir, el nuevo gobernador trata por la fuerza que Chunhyang sea su concubina. Cuando ella se rehúsa, el gobernador intenta matarla, pero Mongryong llega justo a tiempo para salvarla.

No es la primera vez que el Ballet Universal de Corea construye una coreografía retomando elementos tradicionales y mitos antiguos. El primer ejemplo de esto fue Shim Chung, creada en 1986, y que se presentó en el Teatro Mayor en el año 2014.  Con este tipo de ejercicios, la compañía plasma toda su riqueza cultural en espectáculos de danza clásica, dando como resultado obras de inmensa belleza que expresan una gran cantidad de sentimientos.

El Ballet Universal de Corea, con sede en Seúl, cuenta con bailarines y personal de una docena de países de Europa, Estados Unidos y Asia, encarnando la gracia y la armonía de la cultura asiática, así como la fuerza y la belleza del ballet clásico occidental. Esta compañía tiene como misión preservar la rica tradición del ballet clásico europeo y al mismo tiempo estar a la vanguardia de la coreografía contemporánea, lo cual hace que se mantenga como la compañía líder del ballet en Corea. Desde su fundación en 1984, la compañía ha ganado fama y reconocimiento alrededor del mundo gracias a su directora general Julia Moon y a su director artístico Brian Yoo.

Julia Moon – Directora (Estados Unidos)

Moon inició su carrera profesional en el Ballet de Washington. En 1984 regresó a Corea como miembro fundador del Ballet Universal de Corea. En 1989 fue la primera bailarina asiática en actuar como invitada principal en el Ballet Kirov de San Petersburgo, en donde interpretó el papel protagónico en Giselle. Desde 1996, Moon se desempeña como directora general del Ballet Universal. Los esfuerzos de Moon para desarrollar el ballet en su país fueron premiados por la Asociación Coreana de Ballet en 2009, así como por el gobierno de Corea, quien le entregó la Orden al Mérito Cultural Hwakwan en 2010.

Brian Yoo (Bingxian Liu), director artístico (China)

Brian Yoo se graduó de la Escuela de Artes de esta ciudad, para luego estudiar pedagogía de la danza en la Academia de Danza de Beijing. Yoo enseñó por un rato en su alma mater de Beijing, para luego mudarse a Seúl, e incorporarse al Ballet Universal como solista. Fue ballet master y coreógrafo del Guangzhou Ballet en China entre 1995 y 1997, y del Ballet Nacional de China en Beijing entre 1997 y 1999. En 1999, Yoo regresó al Ballet Universal de Corea como ballet master. Fue promovido a director artístico asistente en 2000 y a director artístico en 2009.

Share Button