viernes agosto 23 de 2019

Atentado contra oleoducto Caño Limón Coveñas ocasiona emergencia ambiental

13 febrero, 2019 Económicas, Planeta Tierra

Así se ve a esta hora el Río Catatumbo a la altura del corregimiento El Aserrío de Teorama, Norte de Santander, luego del atentado a Caño Limón-Coveñas. Trabajamos para contener la mancha de crudo generada por este acto. Fotos: @ECOPETROL_SA

Sucedió en zona rural del municipio de Teorama, Norte de Santander, donde se presentó la La acción violenta que, Según Ecopetrol, ocasionó un derrame de crudo que afecto la quebrada La Llana.

Ecopetrol espera ingresar a la zona cuando las autoridades garanticen la seguridad del personal y poder comenzar los trabajos de reparación de la infraestructura y recolección de la mancha.

Por lo pronto ya se activó un punto de control permanente en el corregimiento la Gabarra, municipio de Tibú, con el objeto de evitar la expansión del crudo.

Ever Pallares, personero de Teorama, señaló que: “es posible que se pueda entrar a la zona y verificar y esperamos que se tomen todas las medidas necesarias para contrarrestar este tema que afecta el medio ambiente”.

La estatal petrolera solicitó a las comunidades que se aparten de la zona para evitar afectaciones a la salud.

Según lo expuesto por la empresa, el ataque perpetrado por grupos al margen de la ley produjo una rotura de la infraestructura, caída de petróleo en la quebrada La Llana y en el río Catatumbo. Así mismo, afectó un tramo de la vía veredal y algunas viviendas de la zona.

Inmediatamente se conoció el hecho, Ecopetrol notificó al Consejo Municipal de Gestión del Riesgo y Desastres de Teorama y a las autoridades ambientales correspondientes. Además, activó el punto de control permanente en La Gabarra y dispondrá uno de control operativo en la quebrada La Llana.

En lo corrido de este año, se han presentado 63 ataques contra este sistema de transporte de hidrocarburos en los departamentos de Norte de Santander, Arauca y Boyacá.

Ecopetrol repudió estas acciones ilícitas que ponen en riesgo la vida de las personas, atentan contra el Derecho Internacional Humanitario, afectan gravemente el medio ambiente y el bienestar de las comunidades, así como el normal desarrollo de las actividades petroleras.

Share Button