miércoles noviembre 30 de 2022

Periodista Jineth Bedoya califica como una “bofetada” el perdón parcial del Estado colombiano ante la Corte IDH

Periodista Jineth Bedoya

 Agencia ANADOLU

Bogotá, 23 de marzo _ RAM_ La comunicadora, víctima de secuestro y violencia sexual en el 2000, pidió a la Corte interamericana que se condene al Estado colombiano por su secuestro, violación por agentes estatales y demás hechos victimizantes en su caso.

La periodista colombiana Jineth Bedoya calificó como una “bofetada” el perdón parcial que ofreció este martes el Estado colombiano durante el último día de audiencia ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH).

“Reconocer solamente que en 12 oportunidades me hicieron declarar mi violación, que no hubo investigación en las amenazas y que no admiten las reparaciones que yo he presentado es como los casos que denuncio todos los días, donde el marido golpea a la mujer y al otro día le dice ‘perdóname, te quiero pero estaba de mal genio’. Eso es lo que el Estado ha hecho conmigo ante la Corte”, dijo Bedoya durante una conferencia de prensa tras el fin de la diligencia.

La comunicadora recordó que su caso, “terriblemente doloroso”, se ha extendido por más de 20 años, con pérdida de expedientes, asesinatos de testigos, amenazas, entre otros delitos.

Bedoya aseguró que “un perdón total es reconocer que hay una ausencia de todas las líneas de investigación pero, sobre todo, una ausencia de todo el apoyo que se le puede dar a una mujer que ha sufrido la peor violencia que se pueden ensañar contra un ser humano: la violencia sexual”.

Adicionalmente lamentó que lo que ha ocurrido en estos “tres días (de audiencia) que se interrumpieron por decisión del Gobierno colombiano”, demuestra que hay miles de mujeres víctimas de violencia sexual que están desprotegidas y vulnerables.

“Quiero que piensen en esas mujeres anónimas que aún no son reconocidas como víctimas de violencia sexual y que no han podido acceder a un tribunal”, dijo Bedoya al ponerse como ejemplo y señalar que ella, que es una reconocida periodista en el país andino, que “tiene los medios para levantar la voz y que es una privilegiada por poder acceder a medios de comunicación e instancias del poder, recibió ese trato indigno”.

La comunicadora también pidió reconocer que hay graves falencias del Estado en esta materia y denunció que el protocolo de atención de violencia sexual de la Fiscalía General colombiana revictimiza a las mujeres víctimas de este flagelo.

“El modelo de atención es un fiasco total, un desastre, porque genera revictimización (…). No sean descarados, no sea descarada Fiscalía, cuando presenta un modelo que ha revictimizado a las víctimas de violencia sexual”, dijo la periodista ante la prensa.

También subrayó que «es necesario entender que un perdón no viene acompañado de acciones con las que es imposible poder pasar la página, y menos cuando te siguen amenazando y recibiendo mensajes diciendo que te van a volver a violar».

Jineth Bedoya afirmó que este es un momento histórico para que la Corte IDH dé “lineamientos precisos sobre cómo atender casos” de mujeres periodistas y víctimas de violencia de género tanto en Colombia como en la región.

“No hay un lineamiento de cara a hechos de violencia sexual contra mujeres en Colombia, en el marco del conflicto armado, para que realmente ese tratamiento con enfoque de género pero sobre todo esa no revictimización y esa impunidad que sigue imperando en un 98 por ciento sea derribada y nos permita por fin pasar la página y que las mujeres puedan recobrar su vida”, expresó.

En medio de lágrimas y notablemente afectada, la periodista colombiana lamentó que “someterse a un juicio es casi una segunda violación”.

“Les digo que no se rindan en ese camino de buscar justicia. Tal vez yo no alcance a ver esta justicia, pero sé que el camino que he recorrido va a servir para sentar un precedente y decirle a este país que sí se puede transformar. Pero necesitamos compromiso político, de Estado y de sociedad”, aseveró.

Jonathan Bock, director de la Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP), uno de los representantes legales de Bedoya, advirtió que “estamos en un escenario en el que el Estado se niega a reconocer integralmente su responsabilidad”.

“Establecer los hechos con claridad y sin ambigüedades es fundamental para un proceso que ha tenido todos los obstáculos que se pueden presentar. Trampas con la participación de agentes estatales, un plan que involucró la confabulación de la fuerza pública. Pero la defensa jurídica del Estado se niega a reconocer esto, que es esencial para reconocer de manera integral la responsabilidad del Estado”, dijo Bock.

El representante de la FLIP también señaló que la situación de la periodista colombiana no es algo del pasado.

Por otro lado, Viviana Krsticevic, directora del Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (Cejil), la otra organización representante de Bedoya, lamentó que el “reconocimiento parcial” del Estado es “insatisfactorio y mínimo”.

Krsticevic subrayó que un Estado que no reconoce “ni entiende sus errores no puede cambiarlos”.

La titular de Cejil ratificó que las aseveraciones del Estado de que no es responsable por la falta de protección y prevención en el caso “es especialmente escalofriante porque adelanta una teoría según la cual Jineth es la culpable de lo que le pasó. El Estado utiliza parte de la información de los hechos de manera amañada y omite decir cosas importantes”.

«Creemos que la Corte va a ponerle un espejo al Estado en el que se pueda mirar y evidenciar muchas de estas falencias», indicó Krsticevic, al precisar que las conclusiones finales del caso se presentarán en abril y que esperan tener una “respuesta ejemplar para noviembre de este año”.

“Esperamos que la sentencia nos respalde”, concluyó.

Ante la Corte IDH, Camilo Gómez, director de la Agencia de Defensa Jurídica del Estado colombiano, aceptó “las fallas del sistema judicial que no realizó una investigación penal digna” para Bedoya.

“A nombre del Estado colombiano reconozco la responsabilidad internacional por las fallas del sistema judicial que no realizó una investigación penal digna para la víctima al recaudar 12 declaraciones y le pide perdón a Jineth Bedoya por estos hechos y por el daño que le causaron”, dijo el representante colombiano.

Share Button