miércoles agosto 10 de 2022

Primera Iglesia de Marte pide que se retire la Biblia de escuelas de Florida

26 abril, 2022 Educación, Internacionales

Santa Biblia

Miami, 26 abr (EFE).- La denominada Primera Iglesia de Marte pidió en una carta al superintendente de las escuelas públicas del condado de Leon, en Florida (EE.UU.), Rocky Hanna, que retire la Biblia de las clases y bibliotecas, en respuesta a la nueva ley estatal que prohíbe en las aulas la enseñanza de la teoría crítica de la raza.

Una ley que, promulgada por el gobernador del estado, Ron DeSantis, ha llevado al Departamento de Educación a rechazar 54 libros escolares de matemáticas por incluir la «teoría crítica de la raza» y el «aprendizaje socio-emocional».

DeSantis promulgó el pasado 22 de abril una ley que prohíbe en las escuelas públicas y los centros de trabajo la teoría crítica de la raza con el argumento de que con esta legislación se acaba el «adoctrinamiento», una polémica medida que ha recibido fuertes críticas al considerar que detrás de esta decisión se esconden motivos políticos.

Ahora, Chaz Stevens, que se hace llamar obispo de la Primera Iglesia de Marte, pidió en una carta al superintendente escolar del condado de Leon, en el centro de Florida, que «retire de inmediato la Biblia de las aulas y bibliotecas y prohíba cualquier libro que haga referencia a la Biblia».

Las objeciones de Steven a la Biblia como material escolar se basan en la «idoneidad» de su lectura en los colegios, dado que hace referencia al «adulterio y la fornicación», además de menciones de «violaciones y bestialidad».

«Me preocupa que los jóvenes estudiantes blancos lean pasajes que les despierten al sórdido pasado de la civilización», dice en la carta el activista, residente en Deefield Beach.

La nueva ley promulgada por el republicano DeSantis entrará en vigor el próximo 1 de julio y permite a los padres de los alumnos revisar el material escolar y cuestionarlos, en caso de que les parezcan inadecuados.

«Queremos dar a los padres la oportunidad de participar. Cada vez que ha habido una queja sobre un libro, los maestros y las escuelas siempre han proporcionado una tarea alternativa o una opción de exclusión. Ese siempre ha sido nuestro proceso», dijo Billy Epting, superintendente asistente de las escuelas de Leon, recogió el sitio en línea Tallahassee Democrat.

Según la ley estatal, las reuniones del comité escolar donde se revisan los materiales de instrucción deben estar abiertas al público (…), y el Departamento de Educación debe brindar capacitación a los miembros del comité sobre cómo seleccionar «libros de calidad apropiados para la edad».

La geometría y el álgebra no se han quedado al margen de las polémicas decisiones del Gobierno floridano, y en días pasados se anunció que el 41 % de los 132 libros presentados para las escuelas de primero a duodécimo grados habían sido rechazados. EFE

Share Button