jueves junio 17 de 2021

Niños que habrían sido abusados por miembros de secta satánica, al cuidado del ICBF

16 diciembre, 2014 Bogotá, Judiciales

abusoEl país se estremeció en la mañana de este martes con la noticia de cuatro menores de edad y una joven de 19 años que habrían sido abusados sexualmente, al parecer, por miembros de una secta satánica.

Los pequeños fueron rescatados por la Policía Nacional de los maltratos que eran aplicados por la presunta secta en la localidad de Ciudad Bolívar, en el sur de la ciudad de Bogotá.

Las víctimas fueron trasladadas al hospital de Kennedy, donde los médicos pudieron establecer que eran sometidos a torturas y abuso sexual por parte de sus padres, que presuntamente hacen parte de la secta satánica que opera en la localidad.

Frente al hecho, la directora del ICBF, Cristina Plazas, entidad que ahora en adelante será la encargada de velar por la seguridad de los menores, señaló que, es una de las situaciones más lamentable que ha vivido el país, e hizo un llamado a la ciudadanía para velar por los niños del país.

Plazas se apersonó del caso y supervisó salida de los niños hacia un hogar de la institución que les brindará todo el cuidado y la protección necesaria.

La mujer de 19 años rescatada con los demás menores permanecerá en la institución médica hasta que le sean practicados todos los exámenes pertinentes para garantizar sus óptimas condiciones de salud y las del niño que viene en camino.

Fiscalía asumió investigación por posible abuso sexual de cuatro niños al sur de Bogotá

Con un equipo interdisciplinario apoyado por la Sijín de Menores, peritos y sicólogos del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) y fiscales de la Unidad de Reacción Inmediata (URI) de Ciudad Bolívar, la Fiscalía asumirá la investigación por el posible maltrato que hayan podido sufrir cuatro menores de edad en el barrio México, de la localidad de Ciudad Bolívar, al sur de Bogotá.

A través de recopilación de testimonios de los menores y demás personas que habitaban la vivienda donde presumiblemente ocurrieron los hechos, el grupo interdisciplinario dispuesto por la Fiscalía, tratará de esclarecer los hechos que tienen conmocionados a los habitantes del barrio México, de la localidad de Ciudad Bolívar, al sur de Bogotá después de conocerse la denuncia de supuestos abusos y torturas a las que eran expuestos cuatro menores de edad, incluida una pequeña de más de un año, y una mujer de 19 años, quien se encuentra en estado de embarazo.

Con base en los dictámenes del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses y las demás actividades probatorias practicadas los fiscales a cargo de la investigación, se tomarán las decisiones del caso, teniendo en cuenta que la integridad de los menores es prioridad para la Fiscalía General de la Nación.

Autoridades de la capital informaron que cinco personas, entre ellas cuatro menores de edad, habrían sido torturadas y abusadas sexualmente presuntamente por un grupo satánico.

Entre las víctimas se encuentra una mujer de 19 años de edad, que presuntamente sería madre de la menor de 17 meses que se encuentra en el grupo de niños abusados.

Cuatro menores de edad, entre los que se encuentra una niña de año y medio, quedaron bajo observación médica y en custodia de la Policía de Infancia y Adolescencia, tras conocerse la denuncia de un testigo que afirmó que los pequeños eran abusados sexualmente por una presunta secta satánica. La quinta persona está siendo valorada por médicos, pues según información de los galenos, podría estar en avanzado estado d embarazo.

“Un ciudadano se presentó a poner en conocimiento la situación de unos niños que estaban siendo agredidos física y psicológicamente, de inmediato fuimos por los menores y los trasladamos a un centro asistencial”, manifestó la oficial de Policía de Infancia y Adolescencia de la Metropolitana, coronel Olga Salazar.

Los primeros exámenes determinaron que todos los menores presentaron lesiones de abuso, incluyendo quemaduras en diferentes partes del cuerpo.

Hernando Méndez Morales, coordinador de pediatría del Hospital de Kennedy, en donde son atendidos los menores informó que todavía no se ha podido esclarecer si se trata de abusos sexuales contra los menores, pues se espera dictamen forense que solo se conocería en dos o tres días.

La Policía recibió la llamada de un vecino del barrio Meissen, sur de Bogotá, el domingo a las 11 de la noche, en el que informaba que una menor de año y medio estaba siendo víctima de violación en una vivienda, informaron las autoridades.

Share Button