martes enero 26 de 2021

Espaldarazo de la Corte Constitucional a modelo de aseo de Bogotá

13 febrero, 2015 Bogotá

Compactador01 (1)

 El Alcalde Mayor de Bogotá, Gustavo Petro, se refirió al Auto 366 de 2014 que expidió la Corte Constitucional sobre la legalidad de la sentencia de reciclaje y aseo de la Administración Distrital. Esta es la respuesta de la Corte a una demanda interpuesta por recicladores de la capital, en contra del Estado, por el incumplimiento del Auto 275 de 2011, que ordena, entre otras, su inclusión remunerada al sistema de aseo de la ciudad.

“La demanda se resuelve efectivamente porque el Distrito ha desarrollado una actividad de inclusión del reciclaje mediante el nuevo modelo de aseo. Insta a continuar con esta acción y hace un llamado de atención a la Procuraduría y a la Superintendencia de Industria y Comercio, que tienen que ver con que, en mi opinión, solo el Distrito ha captado la profundidad de del Auto 275 de 2011, es decir, la necesidad de tener en cuenta a la población recicladora y de impulsar una política que cambie el procedimiento de enterrar basuras por aprovechar residuos”, explicó Petro.

Petro consideró el Auto emitido por la Corte como un espaldarazo a la gestión de Bogotá Humana y aseguró que este sirve “no solamente para persistir, porque nosotros vamos a continuar, ahora con más ganas, sino para que el Estado se dé cuenta de que está cometiendo un grave error en todo el país, que tiene que transformar el modelo de aseo ya no como un espacio para tres o cuatro empresarios muy poderos, con mucha fuerza política y mediática, sino que hay que incluir a la población recicladora y transformar el modelo”.

Para el mandatario, la Superintendencia de Industria y Comercio no debió intervenir en este asunto, pues le concernía a Servicios Públicos Domiciliarios y expresó que “en la Superintendencia de industria y Comercio no podían ver las cosas más que como un juego de empresarios y no en la esencia misma de igualdad social que imponía la sentencia 275 de 2011 y, obviamente, la Procuraduría, que utilizó este cambio en el esquema de aseo para destituir al Alcalde”.

El nuevo modelo de aseo ha permitido también apartar 42 mil niños del trabajo infantil y le ha ahorrado a los usuarios del servicio de aseo de Bogotá 50 mil millones de pesos anuales.

Share Button