lunes noviembre 18 de 2019

Uruguay dice adiós al Mundial de Rusia al caer ante Francia

Nizhni Nóvgorod, Rusia, 06 de julio_ RAM_ La selección uruguaya de fútbol cayó hoy aquí ante su similar de Francia 2-0 durante el primer choque de cuartos de final de la Copa Mundial de Fútbol Rusia 2018.

La ausencia por lesión del principal atacante charrúa Edison Cavani terminó condicionando las opciones de los sudamericanos, quienes no encontraron la forma de acechar en el arco francés.

Uruguay dominó los primeros minutos del partido y marcó presencia en la mitad de cancha rival, pero Francia acomodó sus líneas y logró tomar el control del partido hasta el pitazo final del encuentro.

A los 39 minutos, una falta a metros del área de Rodrigo Betancur, que llegó tarde a cortar una jugada golpeando a Corentin Tolisso, derivó en el primer gol del partido.

Tras un centro de Antoine Griezmann por la banda derecha, Raphael Varane le ganó la posición a Matías Vecino y cabeceó al segundo palo de Fernando Muslera que, pese a su estirada, no llegó a tapar el disparo.

A dos del cierre del primer tiempo y por la misma vía, de pelota parada, Uruguay tuvo el empate en la cabeza de Martín Cáceres, peri en esta ocasión Hugo Lloris supo rechazar el disparo de manera espectacular.

Sin muchas oportunidades de cara a la portería rival los sudamericanos vieron como los europeos ampliaban la ventaja en el 61´ tras un garrafal error de su cancerbero Muslera, a quien se le escapó de sus manos un disparo de Antoine Griezmann desde fuera del área que venía sin mucho peligro.

Ahora los galos esperarán en semifinales por el ganador del partido entre Brasil y Bélgica.

Doce años después Francia volvió a alcanzar las semifinales de la Copa Mundial de la FIFA y lo hizo tras vencer a una combativa Uruguay que acusó en exceso la baja del lesionado Edinson Cavani. Arrancaron fuerte los charrúas y a Cristhian Stuani, sustituto del ‘Matador’, el tiro cruzado se le fue por poco. Andaba la Celeste muy seria en defensa, como acostumbra, cerrando todos los espacios.

Francia tenía más la pelota y combinaba bien hasta llegar al área rival, donde los uruguayos no permitían jugadas de peligro. Así las cosas, el 0-1 para Francia llegó a pelota parada, paradójicamente, una de las fortalezas de la Celeste. Raphäel Varane desatascó el partido con un remate de cabeza a centro de Antoine Griezmann. Tuvo la réplica Martín Cáceres antes del descanso, pero su remate de cabeza fue milagrosamente salvado por Hugo Lloris en una de las estiradas del torneo.

En la reanudación, el Maestro Tabárez buscó una reacción en los suyos y dio entrada a Maxi López y el Cebolla Rodríguez, pero un error del arquero Nando Muslera al intentar desviar un tiro centrado de Griezmann terminó por ahogar las esperanzas celestes.

El análisis de los enviados especiales de FIFA.com

Florencia Simoes, con Uruguay

Todo lo que Uruguay no sufrió en partidos anteriores, lo sufrió contra Francia. A pesar de que los Bleus dominaron el juego, la Celeste creo ocasiones de peligro en el área rival, pero se encontró con un Lloris en su mejor tarde. En el segundo tiempo, Tabárez apostó a los cambios en el medio de la cancha para darle más dinámica a su equipo, pero no lograron cambiar el trámite del partido. Uruguay se despide del Mundial con la frente en alto, debido a su gran rendimiento a pesar de este último encuentro.

Adrien Gingold, con Francia

En cuestión de intensidad, este partido fue el que todos esperábamos. Antes y después de los goles, del primer al último minuto, fue un choque de mucha tensión. Pero dos pares de manos hicieron la diferencia: las de Hugo Lloris salvaron a Francia, mientras que las de Muslera hundieron a Uruguay. Francia hizo un gran trabajo en defensa y los uruguayos no encontraron espacios pese a sus intentos por darle vuelta al partido.

Jugador del Partido

Antoine Griezmann volvió a demostrar que es uno de los mejores jugadores del mundo. Además de dirigir las jugadas de ataque de los suyos combinando y ofreciéndose una y otra vez, el delantero fue protagonista en los dos goles de Francia. Primero puso un centro medido a la cabeza de Varanne y después hizo el segundo con la colaboración de Muslera.

El dato

Tuvieron que pasar 279 minutos de juego entre franceses y uruguayos en una Copa Mundial de la FIFA para volver a ver un gol. 52 años mediaron entre el tanto marcado por Julio César Cortez en 1966, en la victoria por 2-1 de la Celeste, y el logrado hoy por Varanne. Entre medias, dos 0-0 entre Celestes y Bleus, en las fases de grupos de 2002 y 2010.

Lo que viene

Francia – Ganador del Brasil-Bélgica, 10 de julio, San Petersburgo

Share Button