jueves noviembre 26 de 2020

“Dejen jugar a la mujer azul ”

01 febrero, 2014 Opinión Carlos Murcia

Por Carlos Murcia

periscopiopolitico.com.co

Como decía en su tiempo Carlos Moreno de Caro, “dejen jugar al moreno”, en su estrategia de campaña, es lo que debería hacer la exministra de Defensa Marta Lucía Ramírez de Rincón, ahora candidata presidencial por el conservatismo.  Por eso la recomendación es que se asesore de Carlos Moreno de Caro.

En esta oportunidad y ante el inconformismo de algunos senadores de la colectividad que apoyan la reelección del Presidente Juan Manuel Santos y que se salieron de la convención el pasado, hoy la exministra debería decir, “dejen jugar a la mujer”.  Algo así debería ser la estrategia de campaña de la hoy aspirante a la presidencia.

Y porque no tender la mano a quienes se fueron de la convención y así impulsar de alguna manera la unidad de la colectividad.  La aspirante ya tuvo una rueda de prensa y manifestó que ella saldrá hacer campaña con los congresistas que la quieran apoyar. “He repetido varias veces la invitación a que nos acompañen, a que trabajen con nosotros en la campaña”.

Refiriéndose a la demanda presentada por Reyes, y que recibió el respaldo de 18 senadores, indicó que “me parece que el abogado contratista del Partido les está haciendo un daño enorme pensando que el camino que han escogido es el camino bueno para que sus campañas hacia el Congreso sean exitosas. Yo me temo  que puede pasar lo contrario”.

Asimismo a un pool de cinco abogados encomendó Marta Lucía Ramírez defender la legitimidad de la Convención Conservadora donde fue proclamada como candidata presidencial.

El pool de abogados está conformado por Camilo Gómez,  Jaime Arrubla, David Espinosa, Amado Gutiérrez y  Pedro Felipe Gutiérrez. Agregó que la contratación de esos abogados se debe a que no se conoce la demanda, sino a través de los medios.

A eso se suma también otro actor de la política, el exministro Juan Gabriel Uribe, quien también se retiró de la convención pero ya anunció que si el Consejo Nacional Electoral avala la aspiración de la exministra, él la acata.

Pero Claudia Otero, quien estuvo como integrante del comité de garantías en la convención del Partido Conservador, sostuvo: “Al ver que no hubo verificación del quórum, ni modificación del orden del día, decidimos retirarnos”, insistió Otero. Agregó que después de ese momento, “no  puedo dar fe de la claridad de lo que allí ocurrió”.

Manifestó que ni en la primera, ni en la segunda votación que se registró para elegir al candidato presidencial se procedió a verificar la asistencia de los convencionistas, que como se sabe, no eran todos los que iniciaron el encuentro ante el retiro de la bancada parlamentaria y los militantes que apoyaban la unidad nacional.

Share Button