martes noviembre 24 de 2020

Procurador pide que dinero del narcotráfico de las Farc sea usado para reparar a las víctimas

14 agosto, 2014 Política

El Procurador general de la Nación, Alejandro Ordóñez, durante una intervención en el Congreso de la República, insistió en que “La mesa de La Habana no es soberana. Está limitada por la Constitución y los instrumentos internacionales. El Estado, antes, ahora y después de un acuerdo, sigue siendo sujeto obligado por tratados que no desaparecen”.

“No es al Estado al que le corresponde y si lo hace sería subsidiariamente. A quien le corresponde reparar a las víctimas es a las FARC y con los dineros de las FARC y con los bienes adquiridos como consecuencia de la empresa criminal en la que han estado empeñados. Es un aspecto que debe quedar sumamente claro”, dijo este miércoles el procurador general de la Nación, Alejandro Ordóñez Maldonado.

El jefe del Ministerio Público también llamó la atención sobre los acuerdos que han alcanzado las partes en la mesa de La Habana, ellos de conocimiento público, y la trascendencia que tendrían para el país en materias como la lucha contra el flagelo de las drogas.

“Si usted lee atentamente el documento, encuentra en 19 oportunidades la expresión ‘utilización ilícita de las drogas’, con ello está implicando que estamos ante una inminente legalización del cultivo, porque lo que aparentemente debería ser combatido es su utilización ilícita”, explicó.

El jefe del Ministerio Público instaló en el nuevo edificio del Congreso de la República el foro denominado ‘¿Qué esperan las víctimas de las FARC del proceso de paz?’, en el que resaltó la importancia de garantizar los derechos de quienes han sido victimizados por este grupo terrorista, como necesidad para dar sostenibilidad a un eventual acuerdo de paz.

“La legitimidad del proceso estará dada por el respeto a los estándares internacionales. Decir eso no es estar en contra del proceso de paz sino todo lo contrario, es aspirar a que este se blinde y se legitime en orden a un verdadero reconocimiento de las víctimas (…) La mesa de La Habana no es soberana. Está limitada por la Constitución y los instrumentos internacionales. El Estado, antes, ahora y después de un acuerdo, sigue siendo sujeto obligado por tratados que no desaparecen”, sentenció.

El procurador también se pronunció sobre las preocupaciones de organizaciones de víctimas y representantes de víctimas de las FARC frente a representación en los diálogos de paz y el proceso definido para la selección del grupo que viajará a Cuba para abordar el tema.

“Las víctimas de las FARC son las que tienen el derecho preferencia de estar en La Habana frente a sus victimarios y por eso es necesario que la presencia privilegiada de las víctimas de las FARC se dé. Es sospechoso y preocupante que a estas alturas no se conozca (la lista de representantes de víctimas que viajarán a La Habana)”, concluyó.

Share Button