sábado febrero 4 de 2023

Urge alianza mundial contra el estado islámico

08 febrero, 2016 Internacionales, Opinión

Mario Ramírez Arbeláez.

Por: Mario Ramírez Arbeláez.

El mundo entero, América Latina y Colombia, no pueden ignorar lo que acontece el medio oriente y especialmente con las actuaciones terroristas del Estado islámico.

El terror nos afecta todos, y los yihadistas son una amenaza para  el universo entero porque ellos actúan cobardemente en cualquier parte como actualmente lo están haciendo en el oriente medio y en Europa.

Es urgente que Las potencias mundiales  forjen una alianza para combatir el terrorismo del Estado Islámico y este llamado le corresponde hacerlo a los países que han resultado afectados como, Francia, el Reino Unido, Estados Unidos y Rusia, y otros países que tienen amplia experiencia en la lucha antiterrorista.

Las actuaciones en solitario no muestran resultados contundentes, y más bien pareciera que existen intereses oscuros de no acabar con los terroristas, que son armados y preparados para posteriormente utilizarlos para derrocar gobiernos, y por ello la falta de eficacia en la lucha contra el estado islámico, especialmente de la coalición encabezada por los Estados Unidos y la dudosa actuación de Turquia.

Recientemente el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, pidió a Rusia y a EEUU que cooperaran para derrotar a los yihadistas. “Todos estos terroristas y esta ideología extremista debe ser derrotada en el nombre de la humanidad”, proclamó en la capital de Malasia. “Necesitamos unión y solidaridad”, afirmó Ban ante las “graves amenazas globales”. El primer ministro ruso, Dimitri Medvedev, al reunirse  con Ban, le pidió su colaboración para crear una coalición antiterrorista bajo los auspicios de Naciones Unidas.

Atraer a Rusia a esta alianza es vital para Occidente. Así se interpretan las declaraciones del ministro de Exteriores alemán, Frank Walter Steinmeier, que afirmó que Moscú podría volver al grupo de los países más industrializados del mundo, el G-8. En un guiño crítico, Obama señaló que sería «útil» que Rusia se centrase en combatir al IS en sus ataques sobre territorio sirio. Medvedev le respondió que «el fortalecimiento del IS fue posible por la irresponsable política de EEUU», evidenciando las diferencias que aún existen entre ambas potencias.

Para el experto militar Amer al Yusef, Rusia y Washington «deben actuar unidos» para que el 2016 sea «el año de la determinación y el fin del EI», mientras no haya esta alianza no se verán más resultados positivos como los obtenidos por Rusia en solo tres meses de operaciones.

De manera que los cambios políticos en Siria, podrían darse después de la erradicación de los principales grupos terroristas que operan en la región como instrumentos de manipulación de algunos países que invierten plata en su conformación y sustento y no permiten que el pueblo sirio tome sus propias e independientes decisiones, son ellos  : Estado Islamico, Jabhat Al Nusra, Ajrar Al Sham y otros. Una vez culminado su exterminio, el pueblo sirio podrá expresar libremente su su voluntad y permitir el libre ejercicio de la oposición.

El mundo tiene los ojos puestos en el papel que juega en este conflicto el estado turco, del presidente Erdogan , que es impredecible, por los estrechos lazos que tiene con los terroristas del estado islámico que no permite la reestructuración política del medio oriente , además de que les compra el petróleo muy barato y les provee pertrechos, alimentos y protección en su territorio. De manera que Turquía por su posición de apoyo al estado islámico se ha convertido en una piedra en el zapato para la solución del conflicto porque además utiliza el factor de los refugiados y hace uso de su membrecía en la OTAN para presionar a los países europeos.

Share Button