sábado octubre 19 de 2019

Salón de negocios de la Feria Internacional del Libro de Bogotá generó expectativas por USD 3,9 millones

03 mayo, 2019 Bogotá, Económicas, Libros

 

Bogotá, 03 de mayo_ RAM_ Los libros religiosos, infantiles y universitarios fueron los más apetecidos para los 114 compradores internacionales, de 23 destinos, que hicieron parte del salón de negocios, organizado por ProColombia y la Cámara Colombiana del Libro, en el marco de la 32a Feria Internacional del Libro de Bogotá, que finaliza el próximo 6 de mayo.

La delegación estuvo encabezada por España con 23 compradores, seguida por Ecuador con 13, Estados Unidos con 10, Perú con 8 y Chile con 8. Allí se generaron expectativas de negocios por 3,9 millones de dólares, que podrían concretarse en 12 meses.

Estas compañías extranjeras se dieron cita con más de 200 exportadores de 14 departamentos –en su mayoría de Bogotá, Cundinamarca y Antioquia–, de la industria editorial nacional, que tiene gran peso en Latinoamérica, ya que Colombia es el segundo exportador de la región, por detrás de México.

“Queremos seguir posicionando este salón de negocios como el más importante de la región para el primer semestre del año, por el gran interés que han demostrado países hispanohablantes en adquirir nuestros productos editoriales”, afirmó Flavia Santoro, Presidenta de ProColombia.

En este sentido, la funcionaria agregó que la idea es posicionar, también, al país en exportaciones de E-books, dado que este sector tuvo ingresos mundiales por más de 12 mil millones de dólares en el 2018, según la firma Statista, y se espera que para 2023 superen los 14 mil millones de dólares.

Roberto Carlos Álvarez, gerente de ventas de ‘Libros y Libros’ de Bolivia, quien asistió por tercera vez al salón de negocios de la Filbo, resaltó la variedad en la oferta editorial del país en libros técnicos y de colegio.

“Siempre hay editoriales colombianas que están innovando en materiales y textos, que tienen muy buena aceptación en Santa Cruz de la Sierra, en Bolivia. Esperamos poder concretar en los próximos meses los negocios que se generaron en el salón”, enfatizó Álvarez.

En esta misma línea, Mario Andrés, gerente comercial de la Sociedad San Pablo, de República Dominicana, empresa enfocada a la difusión de libros católicos, aseguró que lo que más le atrajo y le interesó del salón fue “la variedad de los productos editoriales en los textos religiosos, con historias interesantes de sacerdotes. Es la segunda vez que asistimos al salón y, la verdad, quedamos muy contentos con los resultados del año pasado, por lo que las compras tuvieron un gran impacto en República Dominicana”, dijo.

Share Button