miércoles mayo 25 de 2022

Se cumple el sueño olímpico de Lorena Arenas

Sandra Lorena Arenas conquisto el segundo lugar de la marcha en los 20 kilómetros

La ahora medallista de plata hace pare del programa Atleta Excelencia del Ministerio del Deporte.

Texto Mindeporte

Fotos COC

Sapporo, 06 de Agosto _ RAM_Mientras en Japón caía el sol, Colombia despertaba con una nueva medalla para delegación nacional en la edición 32 de los Juegos Olímpicos Tokio 2020. Sobre las 4:00 a.m. del territorio nacional, Sandra Lorena Arenas conquisto el segundo lugar de la marcha en los 20 kilómetros.

Sandra Lorena Arenas entró a la historia del atletismo colombiano, al obtener la medalla de plata en los 20 km marcha de los Juegos Olímpicos Tokio 2020, competencia que se disputó en Sapporo.

La marchista colombiana siempre estuvo en la punta de la competencia para disputar las medallas. Después del kilómetro 10, el grupo no tenía a más de siete competidoras: la italiana Antonella Palmissano, la brasileña Erika Rocha de Senna, las chinas Jiayu Yang y Hong Liu, la española María Pérez y la mexicana Alegna González, además de la colombiana.

Antonella, que siempre estuvo poniéndole el pecho a la brisa hizo un cambio de ritmo, a falta de 3 kilómetros, que terminó por romper el lote. La china Jiayu Yang se fue detrás de la italiana y Lorena reaccionó para llegarles, pero la china ya tenía dos amonestaciones y estaba en peligro para recibir el castigo de dos minutos en Pit Lane (ahí entran cunado completan tres faltas).

La italiana sacó una pequeña ventaja a sus dos compañeras de travesía y se fue en busca de la medalla de oro, mientras que Lorena recibía una nueva amonestación y también llegó a dos faltas. Tenía que cuidarse y ser cautelosa. Yang, entre tano, recibió la tercera falta y tuvo que entrar a Pit Lane, lo que le abrió el camino a la colombiana para asegurar la presea de plata.

Atrás, a unos 10 segundos de Lorena, venía la brasileña Erika Rocha de Senna, a quien le quedó servida la medalla de bronce, tras la entrada a la zona de castigo de la china. Sin embargo, quiso seguir arriesgando, a pesar de que también acumulaba dos faltas.

A falta de un kilómetro para la meta, Antonella ya aseguraba la medalla de oro. Lorena seguía adelante de la brasileña, pero la diferencia era cada vez más menor. En ese momento, el tablero mostraba la tercera falta para la brasileña, pero ella aún no era notificada.

Las dos atletas tomaron el retorno para los últimos 500 metros y cuando pasaron por el Pit Lane, el juez sacó la tarjeta que mostraba los dos minutos que debía cumplir la brasileña, pero la angustia se apoderó hasta que se la mostraron a Rocha de Senna y no a la colombiana. La tarjeta de castigo de los 2 minutos hizo que la brasileña entrara en llanto, porque se le iba la medalla de plata.

Ante esa situación, la medalla de plata era una realidad para Lorena Arenas y tras la sanción para Rocha de Senna, se le abrió el camino del podio a la otra atleta china, Hong Liu, quien estuvo en el grupo de las punteras. Y en ese orden llegaron a la meta. Antonella ganó con 1:29:12, seguida de Lorena Arenas, con 1:29:37 y la china Hong Liu, con 1:29:57.

Medalla de plata para Colombia, la cuarta de la delegación en Tokio, con las obtenidas también por Luis Javier Mosquera, en levantamiento de pesas; Mariana Pajón, en ciclismo BMX, y Anthony Zambrano, en los 400 metros planos del atletismo, además de una de bronce, ganada por Carlos Ramírez, en BMX.

El camino a la medalla de plata le tomó tres ediciones de los Juegos Olímpicos, pues debutó en Londres 2012 y continuó en Rio 2016, para llegar a Tokio con mayor experiencia y fortaleza. Su perseverancia, disciplina y dedicación rindieron frutos y todo un país lo celebra.

Durante 20 kilómetros, la marchista de 27 años, nacida en Risaralda se mantuvo en el grupo líder de la competencia, en ningún momento perdió el enfoque pues el objetivo estaba claro. Sus principales contrincantes la acompañaron durante todo el recorrido, tanto la italiana Antonella Palmisano, como la representante China Hong Liu, se mantuvieron con paso firme buscando la medalla.

La posibilidad del podio se vio con más claridad luego de que la representante China, que marchaba hombro a hombro con la colombiana, fuera penalizada faltando aproximadamente dos kilómetros para terminar la competencia. Arenas fue prudente y mantuvo el ritmo evitando una tercera penalización para asegurar su gran logro.

«Siento una felicidad inmensa, no se cómo describirla. Trabajé muy duro para esto, lo soñé durante mucho tiempo y lograrlo es un gran orgullo. Quiero decirle a Colombia que aquí tiene este título y que también es para ellos», fueron las palabras de arenas quien también agradeció el trabajo realizado con el equipo multidisciplinario de Mindeporte y sus entrenadores.

Actualmente, la ahora medallista de plata hace pare del programa Atleta Excelencia del Ministerio del Deporte y de un grupo selecto de mujeres colombianas que hacen historia y sirven como ejemplo para futuras generaciones de marchistas nacionales.

De esta manera, Lorena Arenas confirma en tierras niponas el gran nivel en ascenso que trae su carrera, recordemos que como parte de este ciclo se había quedado con el título panamericano en Lima 2019 con récord nacional y panamericano.

Share Button